2.4.08

El Sexo de las Computadoras

Érase una vez que se era un profesor de Educación para la Ciudadanía que explicaba en su clase que los sustantivos, en castellano, tienen género (y no sexo) y se designan como masculino y femenino. Y dio algunos ejemplos sencillos: el lápiz (masculino), la casa (femenino), el teléfono (masculino), la plancha (femenino), etc.

Pero el subdelegado de la clase, que era realmente el único que atendía al profesor, le preguntó si debía decirse computador o computadora.

En lugar de responderle, decidió agrupar la clase en dos grupos: mujeres a un lado y varones a otro, y pedirles que defendieran si computador(a) era un sustantivo masculino (o femenino), dando al menos 4 razones fundamentadas. Y este fue el resultado de la práctica-debate:

Grupo Masculino - Opción Computadora, porque:

  1. Casi nadie entiende cómo funcionan por dentro.
  2. El idioma que utilizan entre ellas es incomprensible para el resto del mundo.
  3. Hasta los errores más pequeños se guardan en el disco duro para su posible revisión posterior.
  4. En cuanto Ud. posea una, se encontrará gastando la mitad de su sueldo en accesorios para ella.
[Imagen::girl3d.com]
Grupo Femenino - Opción Computador, porque:

  1. Para hacer algo, lo que sea, con ellos, primero hay que encenderlos.
  2. Aunque puedan almacenar muchos datos, todavía no hay ninguno que piense por sí mismo sin ayuda.
  3. Se supone que ayudan a resolver problemas, cuando en realidad, casi siempre son ellos el problema.
  4. Cuando Ud. posea uno, comprenderá enseguida que, si hubiera esperado un poco más, podría haber adquirido uno mejor.


No hay comentarios: